viernes, 27 de marzo de 2009

Llegó la hora

Luego de un receso obligado por el trabajo, les comparto esta columna que escribo a colación de la multipublicitada Hora del Planeta. Gracias por esperar y gracias por escribir.

Zona de Tolerancia

Por Rodrigo Vidal

Este día, entre las 20:30 y las 21:30 horas, será la “hora del planeta”, denominado así por la World Wildlife Fund (WWF), que pide a las personas, empresas, gobiernos y organizaciones en el mundo a demostrar así su preocupación por el cambio climático y el compromiso para encontrar soluciones.

De acuerdo con la página oficial www.earthhourus.com, “La Hora del Planeta inició en 2007 en Australia, con la participaron más de 2 millones de personas. Un año después el evento se convirtió en el movimiento más grande del mundo frente al cambio climático, al contar con la colaboración de más de 100 millones de personas en más de 350 ciudades” alrededor del globo.

México ya anunció participar en la Hora del Planeta, junto con 950 ciudades de 74 países. En la Ciudad de México se apagarán las luces del Zócalo, la Catedral Metropolitana, edificios del gobierno capitalino, del Palacio Nacional y de diversos recintos emblemáticos de la capital para unirse al llamado por disminuir el calentamiento global.

En total serán 18 monumentos y edificios principales, 17 hoteles, siete museos, 16 establecimientos culturales y 40 ubicados en la avenida Reforma, entre otros lugares donde apagarán las luces.

Incluso desde casa se puede contribuir al movimiento la Hora del Planeta, apagando los aparatos eléctricos durante los 60 minutos establecidos en la convocatoria mundial. Pero con todo esto, dudo que se contribuya a que los gobiernos de países, como Estados Unidos y China –donde se encuentran las principales industrias emisoras de contaminantes que contribuyen al efecto invernadero, responsable del calentamiento global-, decidan detener o transformar su industria en el corto plazo para verdaderamente reducir la cantidad de gases.

Me resulta irrisorio, por ejemplo, que en conferencia de prensa anuncien la participación del Gobierno de la Ciudad de México en la Hora del Planeta, apagando las luces de los lugares que mencionan, pero no se comprometan a iniciar la reconversión de los sistemas de generación de energía, a fuentes renovables como la energía solar o el viento.

Y es sólo por poner el ejemplo del DF, pero lo mismo aplica para todas las autoridades de los 74 países que participarán, muy cómodamente, apagando la luz durante una hora y el resto del año continuar con el uso de energéticos que producen los gases del efecto invernadero.

No se vale, por ejemplo, que en el debate sobre la mal llamada reforma energética, el Gobierno Federal y los diputados de las diferentes fracciones partidistas estuvieran sólo por la rebatinga de los “restos mortuorios” de Petróleos Mexicanos, sin que hubiera un planteamiento serio sobre la urgente necesidad de generar energía mediante fuentes renovables.

En este momento se desarrolla un debate entre los gobernadores de varios estados del país –Puebla, Hidalgo, Veracruz, Tabasco, Campeche, Tamaulipas, Guanajuato, Zacatecas, Tlaxcala, Oaxaca, entre otros-, por apropiarse de la refinería que anunció el Gobierno Federal. Que interesante sería también que dentro de esas propuestas se presentaran las opciones que los mandatarios estatales tienen para impulsar la generación de energía “limpia”.

Aplaudo la iniciativa y el poder de convocatoria de la WWF al lanzar la campaña la Hora del Planeta, porque muestra el nivel de preocupación que hay en el mundo por el calentamiento global. Es más, me sumo a la propuesta de apagar la luz durante una hora este día (aunque en lo personal aplico medidas como apagar aparatos eléctricos que no utilizo, aprovechar la luz de día para realizar diversas actividades en casa, regular el uso del agua, entre otras medidas permanentes).

Pero también se necesita urgentemente que los sistemas de generación de energía cambien. Prolonguemos con nuestras acciones cotidianas la hora del planeta y exijamos la implementación de las energías renovables.

Complacencias
Quiero aprovechar el espacio para felicitar a todos los artistas totonacas que participaron durante la realización del festival Cumbre Tajín 2009. Es para mi un orgullo conocer a muchos de ellos, y haber estado tan cerca de su trabajo y de sus vidas cotidianas. Son verdaderos creadores en toda la extensión de la palabra.

Comentarios, quejas y sugerencias, dirigir aquí:

3 comentarios:

PashmiNa dijo...

1 hora no sirve de nada sin embargo se agradece la intención pero como dices, mientras haya países que no quieran colaborar de nada van a servir estos "palencitos" que tienen... ni modo,seguiremos calentándonos por un muy buen rato más.

Oye por cirto, dónde te habías metidooo!! se te extrañó!! jajaja bienenido a la chamba!!

xD

P´PITO dijo...

me uno a esta causa.....

nadamas dejame comprar hielo para enfriar las cervezas...

voy estar haciendo una carne asada tipo como si estubiera en el campo a la luz de la luna!!!

saludos!!!

El Corazón enredadera dijo...

saludos oiga, primera vez en su trinchera veracruzana, pasé a rendir homenaje por la difusión de noticias. un amigo me recomendó su sitio. un abrazo desde la huasteca chilanguense.

A mi me gusta la Zona